Tácticas del Diseño de Guerrilla

Speaker: Samantha Warren.
Título Original: Guerrilla Design Tactics.
Evento: An Event Apart, Austin 2014.
Tema: Diseño Web.

Seguramente habrán oído utilizar el término “de Guerrilla” en algún lado. (Arte de Guerrilla, Marketing de Guerrilla, Publicidad de Guerrilla, etc). Pues bien, este término se utiliza para definir innovadoras y poco convencionales estrategias para llamar la atención de alguien de una manera más efectiva. El origen de este significado proviene por las irregulares tácticas de guerra tales como: sabotajes, emboscadas y redadas; utilizadas por los guerrilleros para tomar a sus enemigos por sorpresa.

En esta plática, Samantha Warren nos expone que es posible utilizar creativas tácticas que ella llama “del Diseño de Guerrilla”, para poder vencer los obstáculos del mundo organizacional.


Imagen tomada de la presentación: Guerrilla Design Tactis
Imagen tomada de la presentación: Guerrilla Design Tactics

Tal vez varios de ustedes trabajen como freelancers o tengan la fortuna de dirigir su propio despacho. Tal vez su mayor obstáculo para lograr un gran diseño, se trate sólo de convencer al cliente sobre la importancia del web performance, la accesibilidad o de por qué es necesario dejar de lado gustos personales para enfocarse al mercado meta.

Para el resto de los diseñadores que forman parte de una organización, la realidad es un tanto diferente. Pues cuando se trata de abogar por más tiempo para terminar de mejor manera un proyecto o de convencer a los jefes sobre por qué es imperativo rediseñar a responsivo; el presentar la propuesta se vuelve un campo de batalla donde se ve muy difícil lograr una victoria.

Lograr un cambio dentro de una organización es difícil, puede que la gente esté demasiado acostumbrada a hacer las cosas de cierta manera o que haya demasiada burocracia. Mucho más si el cambio proviene de abajo y tiene que empujarse hacia arriba en la jerarquía organizacional.

Habrá batallas que no se puedan ganar (por el momento), sin embargo, habrá otras por las cuales vale la pena luchar. Por ejemplo, si la situación del equipo de diseño en la empresa donde trabajas, consiste en sólo ejecutar soluciones dadas por el departamento de marketing o ingeniería, entonces sí valdrá la pena insistir por un lugar en la toma de decisiones a la hora de planear los proyectos. Al ser empleado de una compañía, sin importar qué puesto tengas o si ésta es muy grande o pequeña, formas parte de la cultura de la empresa, y por lo tanto estás en una posición de influir en la dirección que ésta tome.

Como diseñadores, más que tener que estar lidiando con pixeles, gran parte de nuestro trabajo consiste en ganarse la confianza, la convicción y el corazón de la gente.

¿Por qué tomarse la molestia?

Si eres un buen profesionista, entonces siempre estarás buscando medios para tu crecimiento personal, y no te agradará la idea de quedarte estancado. Estancarse, es lo peor que puede pasarte en esta industria, sobre todo por la velocidad en la que ésta cambia. Tal como pasa en la naturaleza, sólo sobrevive quien tiene el poder de evolucionar y quien no se adapta, desaparece.

Provocar un cambio para el bien de la empresa beneficia a ambas partes. Tú por un lado seguirás creciendo y además te volverás en un elemento más valioso para la compañía.

Sutileza y Experiencia

Ser discreto y sutil es parte de ser persuasivo. Pensar en cómo otorgar una mejor experiencia a la hora de exponer tu punto de vista también hará ganarte el corazón de la gente. Samantha Warren menciona a un par de artistas urbanos que han sabido dominar estos aspectos al momento transmitir sus puntos de vista.

Por un lado tenemos a Banksy. Banksy es un artista urbano británico bien conocido por sus graffitis llenos de humor negro. La técnica que utiliza es una combinación de graffiti con plantillas y entre sus temas se encuentran sátiras políticas, cultura pop, moralidad y etnias.

Como gran activista, Banksy utiliza su arte urbano para criticar y ofrecer una versión de los acontecimientos distintas de las que ofrecen los medios de comunicación.

Por otro lado está Mark Jenkins que hace uso de cinta adhesiva transparente para crear esculturas e instalaciones callejeras. Jenkins utiliza las calles como un escenario y ha logrado hacer que sus esculturas interactúen con el alrededor.

Estos artistas callejeros no sólo logran integrar su arte en ambientes urbanos, sino que al hacerlo, transmiten eficazmente su mensaje. Siendo inesperados llaman la atención de la gente (y de la policía), convirtiendo su trabajo en una herramienta de cambio.

Principios del Diseño de Guerrilla

  • Guerrilla: Serie de acciones o actividades que se realizan de manera inesperada, usualmente sin la autorización de nadie.
  • Provoca el cambio.
  • Reta a la gente a pensar.
  • Ofrece grandes experiencias.
  • Está abierta a posibilidades que otros no ven a simple vista.
  • Reconoce las reglas del sistema para después romperlas.

Tácticas del Diseño de Guerrilla

Ha llegado la hora de presentar tu propuesta e iniciar el cambio. Presentar algo frente a los supervisores puede ser intimidante, pero si conoces cómo funciona el sistema, y reconoces sus reglas, encontrarás eventualmente la manera de convencerlos. Samantha Warren nos presenta 4 tácticas creativas para poder vencer los obstáculos más comunes a la hora de hablar con los altos ejecutivos (o supervisores).

1. Ya está hecho

Sus Reglas: Realizar un cambio puede tomar mucho tiempo.
Táctica de Guerrilla: Házlo antes de que tengan oportunidad de darse cuenta de que lo hiciste.
Qué decirles: Presenta tu propuesta diciendo: Puedo hacer que ahorren tiempo.
Qué necesitas: Velocidad.
Herramientas: Frameworks, Templates & Tutoriales.
Cómo hacerlo: Siempre mantente aprendiendo nuevas cosas.

En la compañía donde estaba, en una ocasión se comenzó a evaluar adoptar un framework. El debate se centraba entre si desarrollar un framework propio con Sass o utilizar Bootstrap. A pesar de que dábamos nuestros mejores argumentos de por qué Sass era superior y por qué convenía más para las necesidades de la compañía, quienes tenían el poder de decisión estaban inclinándose más por Bootstrap sólo porque estaba de moda.

Parte de lo que nos decían y a lo que más peso daban era: “Tomará mucho tiempo desarrollar un framework propio y Bootstrap ya está hecho, sólo necesita ajustarse un poco para lo que ocupamos”.

El debate estaba tomando mucho más tiempo de lo que habíamos estimado para el desarrollo del framework propio. Y mientras todavía estaban ocupados en discutir sin llegar a un acuerdo, nuestro equipo había estado desarrollando el framework con Sass internamente. Cuando tuvimos el prototipo funcional, fue más fácil hacer entender a los demás sobre las ventajas que tenía este framework sobre el otro, y como ya estaba hecho, ahora utilizar Bootstrap resultaba en desventaja porque todavía se tenía que ocupar tiempo en adaptarlos a nuestras necesidades.

2. El dinero habla

Sus reglas: Implementar ese cambio nos va a costar dinero.
Táctica de Guerrilla: Puedo hacerles ahorrar dinero.
Qué necesitas: Negociación.
Herramientas: Hojas de cálculo, Hojas de Tiempo y Directores de Proyectos.

El dinero es tal vez el idioma universal dentro de una compañía. Si aprendes a exponer tus propuestas en términos de dinero podrás ganarte la completa atención de los ejecutivos. Recuerda que tienes que practicar tus habilidades de negociación y siempre llevar un registro comprobable con hojas de cálculo, estadísticas para dar soporte a tu propuesta.

3. El rodeo.

Sus reglas: Tienes que seguir la cadena de mando
Táctica de Guerrilla: Encuentra a alguien en esa cadena que se alinee con tu manera de pensar y esté de acuerdo con tu propuesta. Vuélvelo tu aliado.
Qué necesitas: Apoyo.
Herramientas: Valor, Experiencia, People Skills.

Si para poder empujar un cambio tienes que hacerlo desde abajo, y se pide que tengas que respetar la cadena de mando, entonces no dudes y busca algún aliado con mayor poder decisión.

4. La cuña

Sus reglas: No hay lugar para cambios aquí.
Táctica de Guerrilla: Introduce nuevos conceptos lentamente.
Qué necesitas: Sólo comenzar a hacerlo.
Herramientas: Projyectos internos y personales.
Cómo lograrlo: Crea tus propias oportunidades.

Si consideras que la organización donde están son demasiado cerrados al cambio, lo único que requieres es mayor paciencia. Todos cambiamos aunque no nos demos cuenta, y si introduces nuevos conceptos lentamente, la gente se irá relacionando con ellos y los irá absorbiendo poco a poco. En este ambiente eres tú quien crea sus propias oportunidades, y los proyectos personales e internos serán tu mayor herramienta para lograrlo.

¿Cómo volverte un Diseñador de Guerrilla?

Busca la manera de presentar algo haciendo que la gente piense, rétalos a que piensen.
Tampoco esperes a que te inviten a un proyecto o pidan tu opinión sobre algo. Busca la manera de involucrarte. Actuando de manera inesperada lograrás llamar más la atención y escucharán mejor lo que tienes que decir.

1. Se insistente

Recuerda, lograr cualquier cambio requiere de tiempo y paciencia. Mientras tanto, sigue enfocándote en hacer un buen trabajo. La habilidad para convencer a la gente y obtener su apoyo es directamente proporcional a qué tan buena impresión de tu trabajo se percibe de tí.

2. Busca apoyo

No se puede ganar una guerra solo. Búscate aliados. Puedes organizar reuniones y sesiones de aprendizaje sobre temas de los que te interesa convencer a la organización. Eventualmente también te harás de aliados en otros equipos, lo que hará darle más apoyo a tu propuesta. Defiende tu idea.

3. Ejecuta

Para ser un diseñador de guerrilla no sólo es necesario pensar en una estrategia, sino también ejecutarla. Si tú no lo haces nadie más lo hará, y si no haz podido implementar una propuesta, comienza por trabajar en un proyecto personal. Es importante que te mantengas haciendo algo, ya sea un ensayo sobre la importancia de adoptar tu propuesta, impulsar un proyecto interno o seguir haciendo labor de convencimiento con los demás.

4. Comparte

Comparte lo que sabes y haz aprendido. De esta manera te harás de mayor visibilidad dentro de tu organización. Para compartir, puedes ofrecerte para escribir un post en el blog de la compañía, documentar los protocolos de tu equipo así como organizar entrenamientos.

5. Aclara y Repite

Mientras más hagas esto, más experiencia tendrás y más seguro de tí mismo te volverás. Además poco a poco irás agarrándole “más callo” al asunto, pues te irás dando cuenta de cómo funciona el sistema de la compañía donde trabajas y también, cuál es la mejor manera de acercarte con cada quien.

Otras Notas y Recursos